Connect with us

OPINIÓN

«La igualdad deseable», por Rodrigo Rettig

Published

on

En Francia, el actual lema estatal de la República que viene des

de la época de la revolución, es libertad, igualdad y fraternidad. Sí, la igualdad es tan relevante para ellos como la libertad. Y Francia no es Cuba o Venezuela. El problema con esta palabra nace cuando afiebrados regímenes en nombre de la igualdad mutilaron la libertad y, en consecuencia, generaron peor calidad de vida ahí donde quisieron mejorarla. La libertad y la igualdad no son valores contrapuestos, sino complementarios ya que son dos caras de una misma moneda que se llama justicia y quien pretenda construir justicia social, debiera atender a ambas virtudes. Esta es la madre de la discusión política, ya que tomar posición por una, la otra, o ponderar ambas, implica determinar cómo discurren prácticamente todas las políticas públicas que se aplican en un país.

Pero, ¿de qué igualdad se habla cuando uno la promueve? Esta palabra, junto a la libertad, son de aquéllas que tienen distintos significados y ello hace que sea de fácil caricaturización y de difícil comprensión el asunto sometido a análisis. Usted cuando promueve la libertad, ¿habla de la de tipo negativa (no interferencia) o positiva (capacidad de ejercerla)? ¿O ambas? Pues bien, en materia de igualdad, también existe esta disyuntiva. Hay que ponerle apellido a la igualdad, pero no cambiarle el nombre.

La igualdad que sería deseable promover y construir sobre ella, es la igualdad de todos en al menos algo, no de todos en todo. Nadie sensato debiera buscar que todos tengan un automóvil de una marca alemana o italiana en el frontis de la casa o que nadie tuviera un auto, sino que todos tengan iguales consideraciones de respeto, trato (ver concepto “Igualdad Democrática” de Elizabeth Anderson) y de condiciones de vida material. Y ojo, aquí se debe hablar de igualdad, no de equidad, que es la justicia aplicada al caso concreto. Hablar de equidad es admitir que la igualdad democrática, de consideración, ciudadanía y respeto, debiera ser objeto de un segundo análisis. ¿Cómo se entiende la igualdad democrática si cambiamos igualdad por equidad?

Asimismo, hablar de equidad en materia de Derechos Humanos (civiles, políticos, sociales) implica desconocer su carácter de derechos fundamentales, lo que permite afectar la máxima de que la titularidad de ellos está por el solo hecho de ser persona (distinto es el problema de la provisión). No tiene sentido plantear que, por ejemplo, existe equidad y no igualdad de todos para poder ejercer la libertad de expresión. En nombre de la equidad, que es justicia al caso concreto, ¿podríamos suspender el ejercicio de la libertad de expresión de alguien producto de determinadas características o circunstancias? ¿Cómo conversa la equidad cuando se habla de derechos civiles y políticos? La verdad es que no tiene mayor sentido. ¿Porqué modificar la conclusión anterior en razón de los derechos sociales que son los que dotan de condiciones de vida material para ejercer genuinamente la libertad? Entonces, plantear equidad ahí donde debe haber igualdad, es confundir las dimensiones del análisis y optar por una palabra que sustrae el cuerpo al problema ya que en el nombre de la equidad se restringen o limitan derechos de acuerdo a las características del caso observado. En otras palabras, la equidad si bien deseable (sobre todo en materia jurídica), no es lo mismo que la igualdad en el lenguaje político, todo circunscrito evidentemente a un objetivo a largo plazo que permite progresividad, pero objetivo político al fin y al cabo.

Ahora bien, cuando se habla de condiciones de vida material nos referimos a ese conjunto de bienes primarios que permiten a los individuos poder desplegar su plan de vida de forma autónoma, sin atender al lugar en que nacieron o dónde desarrollaron su infancia. En este sentido, las condiciones de vida material aplicadas al caso concreto son los derechos a la salud, educación y seguridad social. Y aquí sí efectivamente quiero darle más consistencia a la palabra igualdad, por cuanto la problemática excede la igualdad de oportunidades, que como dijera Nils Christie en Los Límites del Dolor (1984): “es un arreglo perfectamente apropiado para transformar injusticias estructurales en experiencias individuales de frustración o fracaso”.

La igualdad de oportunidades permite desprenderse de analizar cuál fue el diseño en la carrera de la vida, quiénes dibujaron la pista y las posiciones ocupadas. Y si nos desprendiéramos del diseño y el resultado en materia de estos tres derechos, la crisis de octubre de 2019 no tendría mayor sentido. Todos los chilenos tienen la oportunidad de tener educación, salud y pensiones, pero el problema se presenta en el tiempo/acceso, calidad y eficiencia: salud que te permita vivir o ser atendido en tiempos dignos si no tienes recursos, educación que te permita competir si prescindes de medios económicos, y una pensión que permita tranquilidad a los adultos mayores.

Y, en esta dimensión, una lucha por igualdad pareciera tener más consistencia, le da más robustez a la problemática, que una lucha por igualdad de oportunidades y/o suficientarismo. Implica tener un grado de compromiso mucho mayor en la mejora de lo referido.

El profesor Agustín Squella en su libro que analiza esta palabra (“Igualdad” Universidad de Valparaíso, 2014) nos menciona que Pierre Rosanvallón en su célebre obra llamada “La Sociedad de los Iguales” explica que la carrera de la vida se asemeja bastante a lo que son las competencias deportivas identificándolas como “El Teatro de la Igualdad de Oportunidades”. Efectúa analogías explicando que en muchos deportes se complementa la igualdad de oportunidades o “igualdad de inicio”, precisamente para entregar más justicia a los resultados. Se cita a la carrera de 100 metros planos, en la cual no tan solo importa el punto de partida, sino que existe una cámara que determina el resultado, incluso después de ella existe el control antidopaje. Sumo a ello que en el básquetbol los equipos peores situados en el término de temporada, eligen primero en la siguiente a los jugadores de mejor rendimiento que vienen de las universidades, y así.

En consecuencia, para determinar la justicia de un contrato social, es relevante analizar no tan solo el lugar de dónde se parte, sino que también se debe atender a problemas de diseño y posiciones. Que te atiendan en un año una dolencia en el sistema de salud público versus al día siguiente en el sector privado contra el pago de sumas no menores de dinero, pareciera que no es tan solo un problema de oportunidades o de inicio.

Finalmente, el llamado es a no temerle a la palabra igualdad por culpa de fanáticos que en su nombre ahogaron la libertad haciendo a todos iguales en desdicha, sino que a tener un real compromiso por esta virtud, ponderándola prudencialmente con la palabra libertad, tal como se conjuga a ésta con la seguridad pública (menos libertad, más seguridad). Francia, país que si bien es cierto ha tenido sus problemas, ha demostrado que ambos objetivos son perfectamente aplicables en conjunto siendo incluso deseable hacerlo, tal como nos lo ilustrara uno de los filósofos políticos más relevantes del siglo XX, John Rawls, padre de la corriente llamada (vaya novedad) “liberalismo igualitario”.

El contenido vertido en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor, y no refleja necesariamente la línea editorial, ni postura del portal.

Por: Rodrigo Rettig
Abogado, Magíster Política y Gobierno, UDP.,ciudadano Chileno

ENTREVISTAS

Tomada: «El accionar de la CGT unifica las luchas ante la falta de conducción política»

Published

on

El ex ministro de Trabajo y ex embajador en México dialogó con Vivian Elem, Jorge Benedetti y Rodolfo Colangelo en Radio Gráfica, sobre los movimientos que hizo la CGT durante esta semana, quienes declararon un nuevo paro para el 9 de mayo y una movilización para el 1 de Mayo, «el hecho más importante de confrontación que ha habido en estos 100 días, es la decisión de la CGT y de las centrales sindicales en unidad, primero, cumpliendo la ida a Tribunales para pedir una medida contra la reforma laboral e inmediatamente la movilización general del 24 de enero. Y digo, general, porque me parece que tuvo la virtud de trascender el marco de los trabajadores y trabajadoras que normalmente se sienten convocados, sino de sumar a sectores de la cultura, de la ciencia, de todos los agredidos. Agredidos por un DNU manifiestamente inconstitucional, nulo como dijeron los constitucionalistas que pasaron por el Congreso y esta ley ómnibus que fracasó. Y, también, llamó a la política tan desprestigiada y tan denostada, donde, en el parlamento le pusieron un límite a esta reforma constitucional encubierta».

Y agregó, «lo de la CGT lo considero importante porque no tenemos un punto de acumulación, una conducción, cómo hacer para que las luchas individuales que se están desarrollando, las confrontaciones parciales, se junten en un solo vector».

Y señaló, «es difícil los procesos de reconstrucción del movimiento nacional, nunca han sido inmediatos, perdimos, fuimos derrotados, perdimos nuestra identidad y espero que sea transitoria. De lo que se trata es de recuperarla». #EnQueNosParecemos todos los sábados de 13hs a 15hs por FM 89.3

 

Continue Reading

ENTREVISTAS

Santoro: «El Peronismo es movimentista y heterogéneo, la clave está en su conducción»

Published

on

El artista plástico y militante peronista dialogó con Vivian Elem, Jorge Benedetti y Rodolfo Colangelo en Radio Gráfica, sobre la situación política y la situación del peronismo actual, «estamos en una especie de asamblea, donde cada uno da su opinión y se pone a prueba todo, (…) quién puede conducir el conjunto del peronismo o el peronismo dirigiendo al conjunto de la sociedad».

Y agregó, «el problema antes que nada es nuestro, no es de Milei, nos pasó Milei porque nosotros llegamos a esta coyuntura, nosotros teníamos la responsabilidad de conducir este proceso y lo condujimos hasta Milei, eso fue lo que pudimos hacer, penosa tarea hicimos, pero lo hicimos nosotros, esa debería ser la actitud. (…) El pueblo entiende perfectamente, no es que nunca se equivoca, nos equivocamos todos, incluido el pueblo, sino que cuando pasan estas cosas, es porque algo está entendiendo».

Y reflexionó, «el peronismo no es homogéneo (…) es movimentista y heterogéneo, esa es una clave fantástica que nos da la sobrevida, el por qué está sobreviviendo 70 años de conmutaciones increíbles (…) el secreto de todo eso es que haya una conducción, porque si no hay conducción la heterogeneidad se derrama para todos lados y no existe nada, no se puede realizar políticamente nada. Entonces, el problema fundamental es la conducción».

#EnQueNosParecemos todos los sábados de 13hs a 15hs por FM 89.3

Continue Reading

OPINIÓN

«The Lancet: Argentina es de los países menos afectados por el COVID», por Alejandro Collia

Published

on

Argentina se destacó como uno de los países menos afectados por el COVID-19 en términos de aumento de la mortalidad y disminución de la longevidad, según un estudio publicado en la revista científica británica The Lancet.

Esta investigación, realizada por el Instituto de Métricas y Evaluación de la Salud (IHME) de la Universidad de Washington, recopiló una amplia gama de datos para proporcionar una visión actualizada del impacto global de la pandemia en la salud humana. Los resultados revelaron que la esperanza de vida mundial se redujo en 1,6 años entre 2019 y 2021, evidenciando el profundo impacto del COVID-19 en todo el mundo.

En el contexto latinoamericano, Argentina mostró una menor caída en la expectativa de vida en comparación con otros países de la región. Aunque la disminución fue significativa, pasando de 76,9 años en 2019 a 76,1 en 2021 (-0,8), fue menor que la experimentada por Uruguay (-1,4), Panamá (-1,6), Chile (-1,6) y Costa Rica (-2,4). Este logro se atribuye a las medidas efectivas implementadas por el país para hacer frente a la pandemia.

El estudio destacó que la pandemia afectó a la mortalidad global entre las personas mayores de 15 años, con un aumento del 22% para los hombres y un 17% para las mujeres de 2019 a 2021. Sin embargo, en Argentina, la respuesta eficaz a la crisis contribuyó a limitar este impacto, lo que se reflejó en una caída relativamente baja en la expectativa de vida.

*Argentina tuvo una menor tasa de muertes por cada mil habitantes por COVID que Estados Unidos, España, Inglaterra, Canadá y Chile.

Argentina implemento políticas de salud pública sólidas y coordinadas; con una mirada federal y un enfoque en la atención primaria de la salud, llevando a cabo medidas como el A.S.P.O. (Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio) y estrategias efectivas de vacunación, habiendo aplicado más de *117.600.00 de dosis; lo que contribuyó a contener la propagación del virus y minimizar el impacto en la salud pública.

En ese sentido, a fin de fortalecer el sistema nacional de salud se implementaron pabellones hospitalarios modulares; se adquirió de equipamiento e insumos, coordinando su distribución con las jurisdicciones provinciales, garantizando así la atención equitativa a toda la población afectada por el COVID-19.

El país se destaca como un ejemplo de cómo una respuesta eficaz y coordinada puede mitigar los efectos devastadores de una crisis sanitaria global. La experiencia de Argentina proporciona lecciones valiosas para otros países que enfrentan desafíos similares, destacando la importancia de una respuesta integral y basada en la evidencia ante emergencias de salud pública.

*Fuente: https://www.argentina.gob.ar/coronavirus/vacuna/aplicadas
Link a la nota: https://www.thelancet.com/journals/lancet/article/PIIS0140-6736(24)00476-8/fulltext

Continue Reading

Tendencias