Easy Responsive Tabs to Accordion
La Plata, Buenos Aires, Domingo 9 de Agosto de 2020 -  02:19 am 
POLÍTICA

08-07-2020

En conjunto con los gremios, Provincia avanza con derechos laborales para unos 15.000 estatales


En pleno contexto de pandemia y parálisis productiva, el gobierno de la provincia de Buenos Aires decidió responder a reclamos laborales del sector público que estaban estancados desde los últimos años de gestión de Cambiemos en territorio bonaerense. En un nuevo anuncio realizado ayer por el gobernador Axel Kicillof, se presentó un paquete de medidas que recuperará derechos laborales para unos 15.000 trabajadores y trabajadoras del Estado.

Acompañado por el ministro de Salud de la provincia, Daniel Gollán, su par de Trabajo, Mara Ruiz Malec, y el jefe de Gabinete, Carlos Bianco, Kicillof presentó la batería de medidas laborales que pondrá énfasis en cuatro puntos básicos: pases a planta, regularizaciones contractuales, designaciones y apertura de mesas técnicas para definir nuevas dinámicas de trabajo.

«En este escenario, tenemos una certeza: la del compromiso con el empleo público estatal. Para ello tenemos que generar un camino de mejora de condiciones», dijo el gobernador, y agregó: «La precarización implica pérdida de derechos para muchos. Pero además implica falta de estabilidad. El salario puede ser más alto o más bajo, pero si no hay estabilidad es una vulneración y un maltrato. Esta batería de anuncios, paso a paso, significa recuperar lo perdido».

Por un lado, el plan incluirá la regularización de contratos de una importante parte de trabajadores que hoy están en condiciones de monotributistas. Se estipulan unos 3.724 pases a planta temporaria. A esto se suman unos 638 pases a planta permanente que estaban pendientes desde la gestión de María Eugenia Vidal y que nunca habían sido concretados. Se calculan también 1.909 pases a planta permanente de trabajadores y trabajadoras de la Salud bonaerense, que mantenían su actividad bajo la figura de becarios. En algunos casos, llevaban hasta cinco años bajo este régimen. El reconocimiento de becarios es uno de los grandes reclamos que los gremios de médicos y profesionales de la salud venían remarcando desde larga data.

A los puntos señalados se añaden también unas 8.708 designaciones. Dentro de estas se ubican 3.849 que estaban pendientes, 2.894 concursos y 1.966 ingresos nuevos. «Hoy es un día feliz y muy importante. Estamos reconociendo derechos laborales, no son un capricho, son derechos que estaban siendo negados hasta ahora. Nos toca transitar una etapa complejísima. Sabemos también que nos tocó asumir el gobierno de una provincia quebrada e inmensamente endeudada. Tenemos un tejido productivo que está atravesando una crisis, trabajadores con incertidumbre, tensión, y sabemos también que el empleo está amenazado», dijo el gobernador durante el anuncio. Y destacó el trabajo conjunto de negociaciones y coordinación logrado con sindicatos del sector público bonaerense: «Estas decisiones no caen del cielo. Vienen de seis meses de trabajo conjunto, vocación y compromiso para cumplir. Iniciamos charlas con Miguel Zubieta (Salud Pública), Carlos Quintana (UPCN) y Oscar De Isasi (ATE)».

En esta línea, la ministra Malec agregó: «Estos pases a planta permanente habían sido demorados y acá estamos, reafirmando el compromiso de este gobierno para reconocer los derechos y cumplir. Vinimos trabajando desde febrero con conversaciones con los gremios para mejorar en términos de carrera, de formación, de ingreso. Trabajamos en la conformación de mesas técnicas sobre licencia parental, con perspectiva de género y sobre teletrabajo».

Los anuncios, además, representan un paso clave para aliviar las fricciones generadas con el sector gremial de la salud bonaerense, que supo protagonizar fuertes reclamos y demandas hacia la Administración de Kicillof respecto de las condiciones laborales del sector.

En ese sentido, el titular de la cartera de Salud provincial, Daniel Gollán, sostuvo: «Esto representa la concreción de algo que llevó décadas de espera de los trabajadores. Son cuestiones estructurales a las que durante años se le pusieron parche tras parche, generando ineficiencias que le terminaron saliendo más caro aún al Estado. Esto es una noticia maravillosa para el trabajador. Para el Ministerio de Salud es un esfuerzo enorme, pero es hermoso poder restituir derechos y, sobre esa base, redefinir el modelo hospitalario que queremos».

Untitled Document