Easy Responsive Tabs to Accordion
La Plata, Buenos Aires, Martes 14 de Julio de 2020 -  12:33 am 
INTERÉS

03-06-2020

Grave: trabajadores del Frigorífico Penta fueron amenazados con armas de fuego


Los trabajadores despedidos del Frigorífico Penta de la localidad bonaerense de Quilmes, denunciaron que fueron amenazados con armas de fuego por una patota que interrumpió la asamblea que estaban llevando a cabo.

“Todo comenzó cuando en medio de la asamblea y cuando un compañero abrió el portón, apareció una patota con armas de fuego”, relató Juan Córdoba, secretario adjunto del sindicato de la carne (FESITCARA).

En ese sentido, el gremialista agregó que “en ese momento, saqué a la gente afuera porque pudimos tener consecuencias más graves, pero estamos seguros que a la patota la envío Ricardo Bruzzone (empresario)”.

Ante las amenazas recibidas, los damnificados denunciaron esta situación en las redes sociales y anunciaron que realizarán una presentación ante la Justicia para denunciar el accionar de la patronal.

En rigor, son 250 empleados de la planta frigorífica que fueron despedidos en medio de la pandemia por coronavirus (Covid-19) y permanecen en lucha desde el mes de abril para proteger su fuente laboral.

Sin embargo, debido a la situación generada por la pandemia del nuevo virus, que derivó en el parate económico, los trabajadores no cobran desde el mes de abril y por eso se dirigieron al centro de la ciudad para visibilizar su situación.

“Estamos haciendo un fondo de lucha, para pedir colaboración a la comunidad con el objetivo de poder comprar medicamentos para los trabajadores que lo necesiten y seguir manteniendo la olla popular”, afirmó Córdoba.

Los operarios del Penta afirmaron también que seguirán en lucha hasta que la situación se resuelva satisfactoriamente a favor de los trabajadores despedidos, ya que además, la decisión de Bruzzone de despedir personal, viola el Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) que prohíbe despidos sin causa en medio de la pandemia.

Esta no fue la única situación de violencia que sufrieron los operarios del frigorífico ya que en abril, fueron reprimidos en la puerta de la fábrica situada en Bernal Oeste por la Policía Bonaerense, mientras reclamaban ser reincorporados.

Esto derivó en un encuentro que mantuvo el gremio FESITCARA junto a las autoridades del Ministerio de Trabajo de la Nación y representantes del Penta para encontrar una solución, pero la empresa nunca respondió.

Incluso, mantuvieron una reunión con la intendenta peronista Mayra Mendoza para encontrar una solución al conflicto laboral, e intentaron movilizar en medio del aislamiento social a la Casa Rosada para entregar un petitorio con sus demandas, pero fueron dispersados por efectivos policiales.

“Esperamos que todos hagamos los esfuerzos para que se destrabe esta situación que es gravísima, porque ya son varios los días en que no tenemos para comer", apuntó el dirigente gremial.

Untitled Document