Easy Responsive Tabs to Accordion
La Plata, Buenos Aires, Sábado 17 de Noviembre de 2018 -  04:16 pm 
DEPORTES

25-10-2018

Boca tuvo un cierre letal de Benedetto y ya se siente en la final


Los goles de Boca estaban en el banco de los suplentes. Darío Benedetto fue el salvador de los “Xeneizes”, que derrotaron por 2 a 0 a Palmeiras en el partido de ida de la semifinal de la Copa Libertadores. Otro triunfo, un empate y hasta una derrota por un gol de diferencia en la revancha, que se jugará el miércoles, le alcanza para avanzar a la final

Cuando el partido estaba complicado para el conjunto de La Ribera y se encaminaba a terminar igualado sin goles, Guillermo Barros Schelotto encontró la solución entre los relevos. Faltaban 14 minutos para el final cuando el “Mellizo” llamó al “Pipa” y lo mandó a la cancha en lugar de Ramón “Wanchope” Abila. Siete minutos después de haber ingresado y prácticamente en la primera pelota que tocó, Benedetto se elevó más alto que todos para conectar de cabeza un preciso córners ejecutado por Sebastián Villa y marcar el 1-0 para delirio de toda La Bombonera.

Con ese tanto, el delantero surgido en Arsenal de Sarandí dejaba atrás 339 días sin poder marcar goles, ya que no festejaba desde el 19 de noviembre del año pasado. Había sido contra Racing, de penal, el mismo día que tuvo que dejar el campo de juego con lágrimas por la rotura de ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha, lesión que lo mantuvo alejado por casi ocho meses.

El destino tenía guardado otro regalo para “Pipa” y para los fanáticos auriazules. Faltaban tres minutos para el final y el estadio era una fiesta por el triunfo cuando Pablo Pérez habilitó al artillero que estaba fuera del área. Con un notable movimiento, el goleador de 28 años se sacó un rival de encima y con un potente remate venció la resistencia de Weverton para sellar el 2-0, el mismo resultado con el que Boca venció a Libertad, en octavos de final, y a Cruzeiro, en cuartos.

“Estoy feliz por volver a convertir. La emoción es muy grande por todo lo que pasé”, contó Benedetto, que se sacó la “mufa” de encima. “Fueron muchos meses de trabajo, de lesiones. Ojalá que pueda seguir de esa manera. Simplemente sacamos un buen resultado ante un rival que fue muy difícil y que nos planteó un buen partido. Por ahora no está nada definido”, agregó el héroe de la noche.

Untitled Document