Connect with us

INTERNACIONALES

Las coincidencias de Lula y Alberto Fernández

Published

on

El Palacio Itamaraty, sede del Ministerio de Relaciones Exteriores de Brasil, se convirtió este lunes en sede de las reuniones del presidente Lula da Silva con mandatarios de diferentes países, 15 en total según la lista oficial. La agenda del nuevo mandatario dio cuenta de la importancia de su ascenso al Planalto para el mundo, y en particular para América latina y Argentina, donde el gobierno recibió su toma de posesión con mucha expectativa política, económica e institucional. Además, el buen vínculo entre Lula y el presidente Alberto Fernández quedó plasmado en el encuentro que mantuvieron. “En lo institucional ha sido una gran reunión porque claramente hemos decidido volver a poner en marcha el vínculo entre Argentina y Brasil con toda la fuerza que siempre ese vínculo debe tener», declaró Fernández tras la reunión.

«En los últimos cuatros años se hizo difícil, ahora los dos estamos convencidos de la importancia del vínculo entre la Argentina y Brasil y la necesidad de darle la trascendencia que merece”, dijo el Presidente argentino desde Itamaraty. En la reunión también estuvieron el canciller Santiago Cafiero, el embajador en Brasil, Daniel Scioli, la secretaria de Cambio Climático, Desarrollo Sostenible e Innovación, Cecilia Nicolini, y la portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti.

Fernández anunció que el 23 de enero recibirá a Lula en Buenos Aires. “Esperamos poder avanzar en todo lo que hemos conversado, ya tomando decisiones y poniendo en marcha con acciones concretas el vínculo que Argentina y Brasil deben tener”, dijo, en el marco de dos países que son “indisolublemente unidos y ningún momento político puede perturbarlo. Los dos estamos de acuerdo en tratar de institucionalizar ese vínculo del mejor modo”.

El mandatario no precisó qué puntos fueron acordados en el marco de una agenda conjunta que abarca varios temas, como la posible puesta en marcha de un swap para reforzar las reservas nacionales o un financiamiento para el gasoducto Néstor Kirchner que podría ser vía el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (Bndes), entidad a la cual Lula asignó en el discurso de asunción un “papel fundamental” para el período que se abre. Sergio Massa, ministro de Economía, estuvo reunido a fin de diciembre con su ahora par brasileño, Fernando Haddad, y con Gerardo Alckmin, vicepresidente de Brasil y ministro de Industria y Comercio, ámbito del cual depende el Bndes.

La agenda latinoamericana

La reunión “confirma que los dos estamos en la misma senda y buscando el mismo destino para nuestros países y América del Sur”, afirmó Fernández, dentro de un contexto global donde “las regiones tienen un nuevo rol que cumplir”. Dentro de la agenda continental, el Presidente se refirió en particular a la Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe (Celac): “Comparto el deseo de volver a unir a América latina en un espacio común, los dos advertimos que la Celac de algún modo ha venido a suplir eso pero que no ha logrado la institucionalidad que merece”.

INTERNACIONALES

Filtración y renuncia en la Cancillería chilena

Published

on

Dimitió la vocera de la Cancillería chilena como consecuencia de la filtración de un audio de una reunión reservada que provocó un nuevo revuelo diplomático con el embajador argentino, Rafael Bielsa, como involuntario protagonista.

Luego de las ácidas críticas que la semana pasada propinó el embajador al gobierno de Gabriel Boric por paralizar la obra del Paso Aguas Muertas, la cancillería chilena reunió a su equipo para evaluar una respuesta. Esa es la conversación que se filtró. «Basta, este huevón, hace lo que quiere cuando tiene ganas y qué explicación es que está loco?», se oyó la queja de la canciller Antonia Urrejola, quien también critica a su par argentino a días de la cumbre de la Celac.

Consultado sobre el eventual conflicto diplomático provocado por la filtración, el presidente Alberto Fernández ayer salió a bajarle el tono, a defender su relación con el país trasandino e inscribir el suceso como el «mal uso de conversaciones que son privadas». «Chile tiene una gran canciller y un gran presidente, y tiene un Gobierno que nosotros queremos y respetamos mucho, con el que trabajamos muy bien», y además manifestó que «no le asigna ninguna relevancia» a la filtración del audio que mencionó como una «conversación reservada».

Continue Reading

INTERNACIONALES

¿Por qué Maduro canceló su participación en la cumbre de la Celac?

Published

on

Luego de varios días de rumores, el gobierno del presidente venezolano Nicolás Maduro anunció este lunes la cancelación de su viaje a Argentina para participar en la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac). Al hacerlo público, denunció que se preparaba un ataque en contra de su delegación. «En las últimas horas hemos sido informados de manera irrebatible de un plan elaborado en el seno de la derecha neofascista, cuyo objetivo es llevar a cabo una serie de agresiones en contra de nuestra delegación encabezada por el presidente», señaló el Ejecutivo venezolano en un comunicado.

«Pretenden montar un show deplorable a fin de perturbar los efectos positivos de tan importante cita regional», la séptima cumbre de la Celac, «y así contribuir a la campaña de descrédito -ya fracasada- que se ha emprendido contra nuestro país desde el imperio norteamericano».

En el documento oficial, Venezuela también dio todo su apoyo a la Celac al advertir: «Como Estado fundador nos colocamos en la primera línea para cuidar el éxito de nuestro principal mecanismo de unión e integración regional a favor de nuestros pueblos».

Respaldo a una moneda común
En lugar de Maduro, el canciller Yvan Gil representará a Venezuela en la cumbre. En Venezuela, Maduro participó este lunes de una marcha por el aniversario del 23 de enero, que conmemora la caída de la dictadura militar en 1958. Luego, desde el llamado balcón del pueblo en el Palacio de Miraflores, el mandatario aseguró que su país respalda la creación de una moneda común para Sudamérica, ante la propuesta del presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, y su par argentino, Alberto Fernández, de avanzar en un proyecto de moneda común en la región.

«Yo anuncio que Venezuela está preparada y apoyamos la iniciativa de crear una moneda latinoamericana y caribeña», dijo Maduro. El presidente sostuvo que la propuesta, defendida durante la jornada por sus homólogos de Brasil y Argentina, apunta a la unidad de la región. Para Maduro, el proyecto abona a la «independencia, unión y liberación de América latina y el Caribe», por lo que se sumó a la iniciativa de esta moneda común para transacciones comerciales que permita dejar de depender del dólar, como afirmaron Lula y Fernández.

La campaña del PRO contra Maduro
La presencia de Maduro había caldeado el ambiente en las horas previas a la Celac, luego de ser denunciado por particulares y organizaciones civiles ante la justicia argentina. En los últimos días, la alianza opositora de Juntos por el Cambio se encargó de criticar constantemente al gobierno nacional por la posible llegada del mandatario venezolano y hasta Patricia Bullrich hizo una presentación en la DEA con el objetivo de detener a Maduro en Ezeiza.

El gobierno venezolano agradeció la «cordial invitación» del presidente Alberto Fernández, quien en una entrevista publicada el domingo en el diario Folha de Sao Paulo dijo que Maduro estaba «más que invitado». El encuentro entre Maduro y Lula, quien retornó al poder el primero de enero para un tercer mandato, también generaba expectativas luego del distanciamiento entre Caracas y Brasilia durante el mandato del ultraderechista Jair Bolsonaro (2017-2021).

La semana pasada una comisión diplomática brasileña llegó a Venezuela para «normalizar las relaciones entre ambos países», informó Brasilia, y trabajar en la reapertura de sus sedes consulares, cerradas desde 2020. La VII Cumbre de la Celac reunirá este martes en el hotel Sheraton de Buenos Aires a representantes de los 33 países de América latina y el Caribe.

Continue Reading

INTERNACIONALES

Lula da Silva y Alberto Fernández anunciarán una iniciativa para crear «una moneda sudamericana»

Published

on

En la previa a la cumbre de la Celac, los mandatarios de Argentina y Brasil sellarán este lunes un memorandum de entendimiento en Casa Rosada. El desafío de fortalecer la región.

El flamante presidente de Brasil, Inácio Lula da Silva, ya está en suelo argentino para concretar su primera visita internacional; firmar un acuerdo estratégico con el Gobierno argentino y participar de la cumbre de la CELAC, que será el martes. Ayer a la noche fue recibido por el canciller, Santiago Cafiero, cuando llegó a Aeroparque pasadas las nueve de la noche. El mandatario bajó del avión y caminó junto a su esposa, Rosangela da Silva, entre un grupo de granaderos que musicalizó el momento. También estuvo el embajador argentino en Brasil, Daniel Scioli.
En la previa del encuentro que reunirá a 33 representantes de América Latina y el Caribe, el presidente Alberto Fernández, expresó que «es un buen momento para que Brasil regrese a la CELAC porque es un país demasiado importante para ausentarse de los foros internacionales, como sucedió con (Jair) Bolsonaro». Además, aseguró que, en los últimos años, durante los gobierno neoliberales que los precedieron, la relación entre ambos países perdió mucho potencial, pero que aquello se va a revertir con los acuerdos que comenzarán gracias a la firma de un «acuerdo estratégico» que concretarán este lunes en Casa Rosada donde lo central será la firma para comenzar con la creación de una moneda común para el intercambio comercial. La oposición, mientras tanto, se sigue quejando por la posible asistencia del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, y no cesa con el intento de boicotear la cumbre.

Alberto Fernández, Lula y la «moneda sudamericana común»
Como ya consignó Página12, el acuerdo que firmarán ambos mandarios, incluirá un mecanismo que permitirá la creación de «una moneda sudamericana común». «Lo que se firma es un memorándum de entendimiento para empezar a estudiarlo», explicaron desde el ministerio de Economía a este diario y adelantaron que sería moneda común, no única, porque serviría para el comercio entre los países, asociada al valor de Producto bruto y a la situación de los bancos centrales de Brasil y la Argentina. Eso permitiría que el comercio entre ambos deje de estar dolarizado. Cada uno, sin embargo, conservará su moneda local. La idea sería, en un futuro, extender esta idea al resto de los países de la región.

Continue Reading

Tendencias